Smaldone cobró en cuatro meses más de 100 mil pesos en ATER

ABOGADO CON SUERTE

Smaldone cobró en cuatro meses más de 100 mil pesos en ATER

El dato se desprende de un informe al que tuvo acceso Página Judicial. Se trata de abogados que se desempeñan como procuradores en demandas impositivas. El caso del ex presidente del Tribunal de Cuentas llama la atención por el escaso tiempo en que presta ese servicio. Las planillas, en una especie de ranking, que va hasta el año 2002.

Federico Malvasio
De la Redacción de Página Judicial



El tema de Fito Páez “Cuervos en casa” podría ser una musicalización adecuada para un informe audiovisual en el que se diera cuenta de los estudios jurídicos o abogados que se han encargado de prestar servicios al Estado para cobrar impuestos pese a tener un empleo en la administración pública.

¿Es ético prestar un servicio en el Estado y, a la vez, ser contratado para otra contraprestación? La respuesta seguramente es no, y es un problema, porque son estas cuestiones las que han deteriorado la política como servicio a la sociedad.

Página Judicial tuvo acceso a un registro de abogados que han percibido abultados honorarios por cobrar impuestos desempeñándose como procuradores de la Agencia Tributaria de Entre Ríos (ATER). Se trata de abogados que se han registrado en el organismo recaudador para prestar un servicio y, al a vez, trabajan en otra área del Estado. Esto no es de este año, sino que se viene repitiendo desde hace más de una década.

En la larga lista aparecen funcionarios, ex funcionarios y apellidos vinculados a la gestión de gobierno. El caso más notable, por el monto percibido en poco tiempo, es el del ex presidente del Tribunal de Cuentas, Guillermo Smaldone, que el 30 de septiembre del año pasado fue contratado por la Fiscalía de Estado como procurador. Cuando dejó el organismo de control y se instaló en Casa de Gobierno, también se dio de alta (es decir que solicitó su clave) para desempeñarse como cobrador de impuestos.

De lo que va del 2017 y hasta el 24 de abril, día en que se cerró el balance, el joven abogado percibió $ 119.551,34 de honorarios por cobrar $ 18.171.803,36 de impuestos. (*)

Julio Lisandro Rodríguez Signes, funcionario del Instituto Autárquico Provincial del Seguros de Entre Ríos (Iapser), percibió este año $ 114.277,59 de honorarios. Fuentes de ATER consultadas también se mostraron sorprendidas, ya que hay abogados que están registrados desde mucho tiempo antes y sin embargo no les han tenido la suerte de los casos señalados.

Las planillas a las que tuvo acceso Página Judicial van hasta 2002 (Ver Adjuntos). Allí aparecen nombres que hoy ocupan lugares importantes en el Estado.

Para ser procurador de la ATER, a cargo de Sergio Granetto, el interesado tiene que anotarse en una especie de registro para luego ser apoderado como procurador, explicó un empleado de carrera a Pagina Judicial.

Sin embargo, la Fiscalía de Estado, a cargo de Julio Rodríguez Signes, se quedó el año pasado con los juicios por deudas impositivas. Esas demandas representan un botín de más de 250 millones de pesos en honorarios según trascendió oportunamente.

Rodríguez Signes tomó la decisión de quedarse con esos juicios basándose en el artículo 209° de la Constitución Provincial, que dice que el fiscal de Estado “es el encargado de defender el patrimonio del Estado Provincial. Es parte legítima y necesaria en los juicios contencioso-administrativos, de inconstitucionalidad y en toda controversia judicial en que se afecten intereses del Estado, pudiendo tomar intervención en los juicios de interés municipal cuando la gravedad de la cuestión, a su criterio, pudiera comprometer al erario provincial”.

(*) A pocos minutos de haberse publicado esta nota y difundido en las redes sociales, el doctor Smaldone envió a esta redacción un breve correo diciendo: “A fin de hacer saber que no ha percibido ni el 10 % de lo que usted dice ni soy empleado ni contratado de la Fiscalía de Estado”.