Repusieron a Giorgio en el tribunal que debe resolver el habeas corpus

CONTRATOS TRUCHOS

Repusieron a Giorgio en el tribunal que debe resolver el habeas corpus

El vocal de la Sala de Procedimientos Constitucionales se había excusado para resolver la cuestión de fondo y su lugar lo iba a ocupar Carlomagno. Finalmente sus pares dsieron marcha atrás. Cuando ese mismo organismo hizo lugar a la medida que le otorgó la prisión domiciliaria a Aguilera, Pérez y Bilbao, entre otros, Giorgio había votado en disidencia. Ahora deberá resolver la cuestión de fondo. A Almada le fue rechazada la domiciliaria.

Federico Malvasio
De la Redacción de Página Judicial



Antes que el fin de semana largo empiece a enfriar algún brebaje, el Superior Tribunal de Justicia (STJ), en rigor la Sala de Procedimientos Constitucionales y Penal, repuso a Miguel Ángel Giorgio en el tribunal que deberá resolver el habeas corpus en la causa de los contratos truchos. El vocal se había excusado para actuar tras la apelación del Ministerio Público Fiscal luego de que se les otorgara la prisión domiciliaria a Juan Pablo Aguilera, Gustavo Pérez y Alfredo Bilbao, entre otros.

Giorgio había votado en disidencia de sus pares Claudia Mizawak y Daniel Carubia cuando la Sala decidió hacer lugar a la medida interpuesta por un grupo de abogados defensores que se resolvió en la víspera de Navidad.

Por haber intervenido en esa instancia es que Giorgio decidió dar un paso al costado ante la apelación. Su lugar, en un principio, lo iba a ocupar Germán Carlomagno, según lo notificó la Oficina de Gestión de Audiencias (OGA).

El sábado, a primera hora de la mañana, se resolvió el rechazo del planteo de Giorgio “teniendo en cuenta que es reiterada doctrina y jurisprudencia que las causales de recusación deben ser apreciadas con criterio restrictivo y con espíritu amplio las de excusación”, apuntaron Mizawak y Carubia. Citaron el artículo 5° inciso 6° de la Ley 8369 que establece que “los magistrados, conjuntamente con el representante del Ministerio Público Fiscal podrán ser recusados cuando hayan intervenido (...) como representante del Ministerio Fiscal o el Ministerio Pupilar, o magistrado en otra instancia salvo que la actuación que le haya cabido como juez o funcionario judicial no haya tenido carácter decisivo limitándose la misma a satisfacer recaudos meramente formales en el trámite del caso, sin haberse pronunciado sobre la materia motivante del proceso”.

El 23 de diciembre, la Sala no resolvió la cuestión de fondo, como debe hacerlo ahora, sino que hizo lugar y derivó la petición al juez de Garantías Mauricio Mayer.

Carlomagno coincidió con sus pares y se abstuvo, supo Página Judicial.

Los fiscales Patricia Yedro, Ignacio Aramberry y la procuradora adjunta Cecilia Goyeneche habían cuestionado la maniobra del STJ por no resolver. “Entendemos que se evitó el trámite normal de asignación de las actuaciones y toda posibilidad de hacer un análisis puntual de la situación de los detenidos”, advirtieron en su presentación.

“Sin perjuicio de que la resolución que nos agravia, ejecuta lo mandado por la Sala Penal del STJER del día 23/12 (votos de los vocales Mizawak y Carubia), entendemos que no es ajustada a derecho en tanto implica una extralimitación funcional que invade la competencia exclusiva de los jueces naturales, de instancia y apelación, de la causa en la que se dispusieron las prisiones preventivas”, sostuvieron luego.

El alto cuerpo deberá resolver la cuestión de fondo.

La jueza de Garantías Marina Barbagelata rechazó este domingo el recurso de reposición que presentaron los defensores de Alejandro Almada, a quien se le había otorgado prisión preventiva como a Aguilera el 15 de diciembre pasado, pero con la salvedad de 10 días de gracia porque iba a ser padre.

Almada, administrativo del Senado y cuñado de Aguilera, debía regresar este domingo a la Unidad Penal. Sus defensores, sin suerte, intentaron un último recurso para evitar esa medida.